CENTRO FÉNIX DE NATUROPATÍA
México - Tel. 2291 185 281
España - Tels. 680 53 75 56 - 965 78 63 38


Hola ! ! !

Más allá de las limitaciones impuestas por la percepción,
existe la certeza de ser lo que nunca perdimos.
El conocimiento de la conciencia de ser
es la única Libertad que tenemos.
Adelante, están invitados.

Bienvenid@s !!!

CIENCIAS ETERNAS


Algunas de las Imágenes que aparecen en este Blog, han sido sacadas de Internet.
Si alguien tiene derechos y quiere que no salgan en este espacio,
nos lo hacen saber y serán retiradas inmediatamente.




lunes, septiembre 28, 2009

Elemento Metal

En la teoría china de los cinco elementos, el metal está relacionado con el Otoño, y representa a las sales y minerales de la Tierra, cuya función es crear estructura y comunicación, por ejemplo, los alambres metálicos establecen las conexiones y conducen la electricidad. El cerebro y el sistema nervioso es realmente análogo a las conducciones eléctricas. La mayor parte de las formas de comunicación, como el teléfono, televisión y transportes, dependen del elemento metal.

Los chinos no incluyen el elemento aire en el sistema de los cinco elementos, mientras que otros sistemas si lo hacen. Esto produce confusión a menudo, pero las asociaciones con el metal en el sistema chino son muy similares a los aspectos del aire en la astrología y a los sistemas indios de Oriente y América.
Las energías del aire y del metal se expresan ambas en los trabajos interiores y las actividades de la mente, en el desarrollo de las ideas, la escritura y el habla.
Los grados de claridad mental se pueden comparar con las variadas formas del metal, que van desde las menas crudas, impuras y densas a las gemas brillantes y claras como el cristal.

El elemento metal está relacionado con muchos otros aspectos exteriores e interiores.
Se halla relacionado con la dirección del Oeste y con el color blanco.La blancura del tono facial puede representar un desequilirio metálico, que se ve principalmente en las mejillas y la piel que rodea a los ojos. Esto puede resultar especialmente percepctible en quienes hayan padecido un catarro grave o en problemas agudos o crónicos de los pulmones, o en quién haya experimentado recientemente gran reocupación, dolor o pena, emociones correspondientes al elemento metal.

Estos sentimientos pueden ser una respuesta saludable, pero cuando son extremos o prolongados son capaces de dañar los pulmones o el intestino grueso, órganos corporales relacionados con el elemento metal.
La preocupación puede ser causa de una respiración pobre o superficial, o de una eliminación inadecuada, funciones importantes de los pulmones y del intestino grueso.
Es característico de metal el sonido o la expresión del llanto, que puede ser una buena válvula de escape de la epna y el dolor.

Resulta apropiado que el órgano-sentido del elemento metal sea la nariz, y que el sentido con ésta asociado sea el olfato.
El sabor correspondiente a este elemento es el picante o especiado. Esta sabor abre los sentidos, limpia los senos nasales y estimula los pulmones, pero su exceso puede resultar nocivo para los pulmones. Con frecuencia, la atracción o el desagrado excesivo ante estos sabores puede sugerir un desequilibrio del elemento metal.
El líquido corporal del metal es la mucosidad, y su clima es el seco; sin embargo, la sequedad extrema puede dañar a este elemento, al igual que su clima opuesto, la humedad.
Por otra parte, el estar muy atraído por el clima seco, o el sentir un profundo disgusto por la sequedad, puede sugerir también un desequilibrio en el elemento metal.

Las membranas mucosas contienen dos tipos de células: las serosas, que producen un líquido acuoso, y las mucosas, que son las productoras de una secreción más espesa. La mucosidad protege y reviste las mucosas, mientras que el líquido seroso ayuda a lavar los desperdicios y bacterias de esas membranas sensitivas. Normalmente hay un mayor porcentaje de células serosas en esos revestimientos.
El incremento de la mucosidad da lugar al estancamiento potencia, que es un buen caldo de cultivo de los microorganismos. Es importante la relación del desequilibrio del metal con una nariz mucosa, congestión en los senos nasales, toses y la incidencia de catarros.

Cuando una persona con un desequilibrio de la energía metal experimenta excitación o algún otro cambio, responde con tos; ésta expele la mucosidad de los pasadizos del aire y los pulmones, o causa más irritación en un tracto respiratorio ya inflamado. A un nivel simbólico, la tos resiste a todo lo indeseable y trata de expulsarlo: comunicaciones, emociones o un cambio no deseado.

La respiración implica tanto la ingestión de aire nuevo (energía) durante la inspiración como la eliminación del viejo (lo que ya no sirve) en la espiración. Estas palabras, inspirar y espirar, sugieren un proceso de vida y muerte, y eso es realmente la respiración, desde la primera inspiración al llegar a la Tierra a la última espiración cuando se sale de ella. Los budistas consideran que cada inspiración da nueva vida, y cada espiración un poco de muerte; por tanto, sus actitudes más profundas hacia la vida y la muerte afectan a su proceso respiratorio y a la salud del elemento metal de su cuerpo.

Se puede experimentar pesismistamente toda respiración o cambio en los términos de lo que se está perdiendo, centrándose en la que ya no se tendrá nunca, o ser abierto y gozoso, dando la bienvenida a cada respiración y cambio de la vida, centrándose en la experiencia y el crecimiento nuevo que traerá consigo. Cuando vivimos en la melancolía se tiene tendencia a dañar el elemento metal y a los catarros, dolencias pulmonares y problemas digestivos.

Los tejidos del cuerpo gobernados por el elemento metal son la piel y los cabellos. Así, este elemento fortifica la piel y el pelo, y su salud es con frecuencia el reflejo de los pulmones y el intestino grueso. De hecho, la piel actúa como un tercer pulmón, al ser la capa exterior que se halla en contacto con el aire.
El pelo corporal, "indicador" del metal, es una herramienta de diagnótico aún más sutil.


Mandala que representa el elemento Metal




Podrías descargarlo y se debería colorear en tonos blancos, grises y metálicos. Puede haber algún toque beige, amarillo o terroso. Conviene evitar los tonos rojizos y anaranjados. Te puede ayudar para mejorar tu salud con el elemento metal en el otoño y durante todo el año.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros...
Utiliza nuestra dirección de correo electrónico, porque este formulario de comentarios no funciona.
Puedes escribirnos aquí: centrofenix@hotmail.com
Gracias